JD Bormujos

Aunque en Betislibre.com no solemos tratar asuntos que se salen de la actualidad institucional del Real Betis o de las investigaciones e informes que llevamos a cabo, en esta ocasión publicamos la carta-denuncia a la Federación Sevillana de Fútbol que nos han enviado los padres del equipo de Prebenjamines del J.D. Bormujos, englobados en su liga en el grupo 1º.

Comoquiera que en ningún medio han encontrado eco a su indignación, en Betislibre.com queremos ayudarles a que puedan demostrar que los hechos que narran son ciertos y se haga justicia. 

Reproducimos a continuación el escrito recibido de forma íntegra:

Estimados Señores y amigos del fútbol base sevillano:

 

Nos vemos en la obligación de dirigirnos a Ustedes, para comunicarles nuestro más firme rechazo e indignación sobre un caso acontecido en la competición de Prebenjamines, Grupo 1º, de la Federación Sevillana de Fútbol, durante la jornada 23 de la presente temporada.

El día 11 de marzo de 2011, la provincia de Sevilla estaba bajo alerta naranja, por fuertes precipitaciones y tormenta eléctrica, según el Instituto Nacional Meteorología, fecha donde se debería haber disputado el encuentro entre los conjuntos C. D. Díez Sanlúcar y J. D. Bormujos, estando fijada la hora de comienzo del partido a las 19:30. Los jugadores del J. D. Bormujos fueron convocados por su entrenador a las 18:15, y salimos hacia Sanlúcar a las 18:30, estando preparados y equipados en el estadio a las 19:00 aproximadamente, junto a los niños del C. D. Díez y bajo un tremendo aguacero, con la única ausencia del señor colegiado. Espera que se prolongó hasta las 19:55 donde se decidió por parte de los entrenadores y delegados de ambos clubes, comenzar a cambiar de ropa a los niños para que no estuvieran más tiempo mojados y cogiendo frío. Tiempo que se extendió durante 15 minutos,  luego subieron algunos niños en el microbús y el resto en los vehículos particulares de sus padres, para regresar a casa a las 20:10. En el trayecto de vuelta, sobre las 20:20, recibimos la llamada del colegiado comunicándonos que se encontraba en el estadio y reclamando nuestra presencia. Recibiendo contestación de nuestro entrenador comentándole que llovía fuertemente y que era un peligro volver con los niños de nuevo hacia el estadio, para luego no jugar, porque así ya lo habían decidido los entrenadores y delegados con la aprobación de los padres.

Nuestra sorpresa viene cuando recibimos la notificación de la Federación Sevillana de Fútbol (Exp. Nº 38/10-11), comunicándonos la incomparecencia del equipo el día del encuentro, a las que nuestro equipo presentó sus alegaciones en plazo y forma. La Federación ha decidido desestimar la reclamación, imponiéndonos como sanción el partido perdido (3-0), descuento de tres puntos de la clasificación y multa de 200 euros.

Ante ésta injusticia los padres de los jugadores del J. D. Bormujos queremos expresar lo siguiente: hacer recordar a los gestores del C. D. Díez que ambos equipos se nutren de críos de una “escuela” deportiva, y en las “escuelas”, ya sean docentes o deportivas, tratamos de EDUCAR a nuestros niños tanto en conocimientos generales como en valores personales, como el compañerismo, la amistad, el respeto, el espíritu de lucha y sacrificio, el NO FALTAR A LA VERDAD… También recordarle al Sr. Prieto (exjugador del Sevilla FC y responsable de la “escuela” de fútbol) que esto no es fútbol profesional, que permitiendo la firma del acta arbitral privó a los niños de hacer lo que más les gusta, jugar un partido de fútbol.

Querido colegiado, nos parece oportuno recordarle que el art. 157 del Reglamento de la F. A. F. le obliga a presentarse una hora antes del comienzo del encuentro, para no ser sancionado, y no 45 minutos después. Recordarle que a las 19:52, hora reflejada en el acta arbitral, aún no se habían comenzado a desvestir los niños. Recordarle que podía haber llamado a nuestro entrenador a las 19:50, y no a las 20:20 cuando volvíamos de regreso. Recordarle que los que viajaban eran niños de 7 años en condiciones meteorológicas adversas.

Recordarle a ambas partes que han privado de la diversión del deporte a los niños, falsificando el acta para el beneficio de sus propios intereses.

Nos gustaría también sugerirle a la Federación Sevillana de fútbol, que con el dinero de la sanción impuesta, podían  obsequiar al colegiado con un reloj que marque las horas CORRECTAMENTE.

Para terminar, queremos puntualizar que este escrito no va en contra de los niños y padres del C. D. Díez, que han demostrado con su buen hacer y deportividad “sobre el césped” la profesionalidad de la que carecen sus “educadores”.

Fdo. Los padres del Prebenjamín J.D. Bormujos A.