¿Empiezan a despertar los medios?